Barreiro triplica la deuda municipal desde su llegada a la alcaldía

El Ayuntamiento gobernado por el PP debe 183,7 millones de euros frente a los 66 con los que acabó la legislatura cantonal

De adalides de la buena gestión a hundir sin remisión las arcas municipales. La alcaldesa de Cartagena, Pilar Barreiro, ha triplicado la deuda municipal a lo largo de sus cinco mandatos al frente del Ayuntamiento. De los 66 millones de euros que debía el Consistorio al final del Gobierno del Partido Cantonal, ahora las cuentas municipales arrojan 183,7 millones de débito, un 278% más después del paso del Partido Popular por la alcaldía del municipio.

    A este aumento desproporcionado hay que sumar el agravante de la coyuntura económica. Durante estos dieciocho años, la ciudad ha vivido uno de los procesos de expansión urbanística más importantes de su historia. El Ayuntamiento ha expedido un sinfín de permisos y licencias de obras que, gracias a esta desastrosa gestión del Partido Popular, no han contribuido en lo más mínimo a reducir esta deuda sino al revés a casi triplicarla. Tampoco han sabido llegar a acuerdos de convenios o permutas de suelo con los diferentes promotores que tuvieran como consecuencia la construcción de grandes infraestructuras municipales, como lo fuera en su momento el Estadio Municipal Cartagonova por cesión de los terrenos donde ahora se levanta un hipermecado cuando aún gobernaba el Partido Cantonal de Cartagena.

Y ante tanto despropósito, los cartageneros todavía tienen que oír a su primera edil negar la evidencia, que sus propias cuentas reflejan, con la desfachatez de recientes palabras que aseguran que su gestión económica sólo recibe felicitaciones desde Madrid. El Partido Cantonal exige respeto a la ciudadanía de Cartagena por parte de los dirigentes del Partido Popular, sean municipales o estatales, porque las cosas se pueden hacer bien o mal pero nadie merece la mentira constante como moneda de cambio en la relación entre los políticos y sus contribuyentes.

Síguenos y dale me gusta 🙂